jueves, 26 de julio de 2007

El que lo prueba se engancha...

He recibido un correo en el que un amigo me describe su primera salida en solitario. Aún hace unos meses que hicimos su primera travesía juntos para llevar su nuevo barco, un viejo Arpege, el "ex Patexo" ahora rebautizado como "Avalón I", hasta su puerto base y ya se ha lanzado a probar las sensaciones de navegar en solitario... y lo "peor" de todo, ¡¡le ha gustado!!.
Lo comprendo perfectamente, y como me ha agradado su pequeño relato lo he subido al blog.
“El sábado pasado me animé a salir yo solo......QUE SUBIDÓN!
La verdad es que las circunstancias eran buenas, apenas 10 Kn, mar en calma, pero me sentí en la cima del mundo. Lo que más me preocupaba era atracar y desatracar, pero me lo tomé con calma, observé durante un buen rato los movimientos del barco al ir soltando amarras y lo dejé amarrado con dos springs hechos con la misma amarra y pasada por seno y salí sin problemas.
Después, atando la caña con una piola a la vía recogí defensas y navegué un rato a motor .Después desplegué génova. No me atreví a subir la mayor, porque había que meter los patines, pero navegué muy bien con el génova (4 Kn) y pude relajarme y disfrutar.
¡Qué sensación la de navegar en solitario! Me encantó estar yo solo con el barco.
Di unas vueltas, practiqué las viradas con la caña entre las piernas...todo de maravilla.
Al regreso, preparé un cabo con un chicote amarrado en proa y otro a popa. Conseguí dejar el barco parado en el atraque pero demasiado lejos del finger como para saltar. Dí atrás, volví a entrar y esta vez sí salté al finger con el cabo y lo amarré, para después ya poner bien las amarras definitivas.
Y así, feliz como una pandereta, terminó mi primera vez.”
Si en algo yo he tenido la "culpa" de esto, me alegro un montón, porque creo que es una sensación que merece la pena experimentar. ;-) ¡Enhorabuena! y la próxima vez, porque habrá próxima vez, arriba también con la mayor...

4 comentarios:

boliperez dijo...

enhorabuena fernando!!!

Rodrigo dijo...

Engancha de verdad. Para mi ese es el problema; y uno de los problemas secundarios es seguir leyendo este blog porque veo a la gente disfrutar en el mar. Así que no sé cuanto tiempo seguiré leyendolo. Por hoy lo dejo.

Nautijorge dijo...

Cuando no navego, Rodrigo, me consuela al menos leer sobre el mar, a pesar de que los protagonistas disfruten... ;-)
Un saludo.

Rodrigo dijo...

No te preocupes que lo seguiré leyendo ...